iLeon.com
publicidad
publicidad
EL TIEMPO
CARRETERAS
SORTEOS
TELEVISIÓN
CINE
ESQUELAS
DESAFÍO SECESIONISTA EN CATALUÑA

Calma tensa ante el goteo de clientes que dejan la banca catalana en la provincia de León

A. Vega
11/10/2017 - 11:45h.
Los dos bancos catalanes con presencia en la provincia de León, Sabadell y Caixabank, acaparan una quinta parte del negocio bancario leonés y sufren estos días salidas de clientes ante la tensión soberanista de Cataluña. La antigua caja señala que su operativa es de total normalidad con salidas 'puntuales' que obedecen a decisiones personales.
Oficina del Banco Sabadell en León capital.

Nervios de acero aplican estos días los trabajadores del Banco Sabadell y Caixabank en la provincia leonesa ante el desafío soberanista en Cataluña que les ha puesto en el ojo del huracán, y que les ha llevado a tomar la decisión de cambiar sus sedes a Alicante y Valencia por la inseguridad jurídica que ocasiona el proceso independentista.

Ambos han sufrido, según informaciones a las que ha tenido acceso este periódico, un goteo de salida de clientes leoneses en las últimas semanas que en alguna oficina de la provincia han sido incluso "destacadas", según trasladan fuentes internas que no obstante rechazan que se hayan producido de forma 'masiva'. Ambos bancos han trasladado sus sedes fuera de Cataluña ante la incertidumbre jurídica, que sería el motivo principal de la pérdida de clientes de las entidades. Ubicarse fuera de Cataluña ante una hipotética declaración de independencia les mantiene bajo el paraguas del Banco Central Europeo, garantizando depósitos y acceso a liquidez.

Desde Caixabank se ha reconocido a ileon.com que se han podido producir pérdidas 'puntuales' de clientela por decisiones particulares pero resaltan que se trabaja de forma normal en su red y que la operativa es de tranquilidad en sus oficinas leonesas. Sabadell no ha respondido en el momento de publicación de esta información a una petición de comentario sobre su situación. Otros dos bancos con cuota de mercado destacada en la provincia leonesa han declinado hacer valoraciones de la situación pero fuentes no oficiales si admiten ligeros aumentos del pasivo de forma puntual (dinero que depositan los clientes), por encima de lo habitual.

Caixabank es actualmente la cuarta red de oficinas y en negocio bancario de la provincia de León, con 43 abiertas a finales de 2016. Sólo la absorción del Banco Popular por el Santander hace unos meses ha bajado a la entidad financiera catalana heredera de la antigua La Caixa del podium de bancos con mayor negocio en León. Su cuota de mercado se sitúa por encima del 11% según informes del sector.

Por su parte el Banco Sabadell, SabadellHerrero en Asturias y León hasta el 2015, es la sexta entidad financiera con más negocio en la provincia leonesa, merced a su red de 32 oficinas abiertas a finales del año pasado. El Sabadell se hizo grande en León en el año 2000 al comprar el histórico banco asturiano Herrero, hasta entonces en manos precisamente de la antigua La Caixa. En el año 1995 la caja de ahorros de Barcelona había comprado la mayoría de las acciones del banco asturiano y en una operación corporativa ejecutada en el año 2000 vendió el Herrero al Sabadell para ser el primer accionista de la nueva entidad.

Pero el banco catalán enfocado al empresario ya tenía una pequeña presencia en León desde mediados de los años 90 al haber comprado la filial española del británico Natwest, que incluía al Banco de Asturias. Este último, que procedía del antiguo Banco de Langreo, fue integrado con el año 2003 en la nueva marca SabadellHerrero, que se mantuvo hasta el 2015 como enseña comercial en el Principado y la provincia. En ese año (2003) el Sabadell se hizo con una nueva oficina en León al comprar el antiguo Banco Atlántico.

Precisamente tras la venta del Herrero al Sabadell La Caixa (hoy Caixabank) inició en León una agresiva estrategia de apertura de oficinas, en algunos sitios tan llamativos como Bustillo del Páramo, y cuya herencia de negocio le llevó hasta los primeros puestos de la banca en la provincia de León, que mantiene hasta hoy.

La cuota conjunta de los dos bancos catalanes en la provincia de León, ahora con sede social ambos en la Comunidad Valenciana, se acerca a una quinta parte del negocio financiero, compitiendo con otra veintena de marcas bancarias por gestionar los ahorros e inversiones de los ciudadanos de la provincia. La elección de Alicante y Valencia como sedes sociales del Sabadell y de Caixabank obedece a su gran cuota de mercado en esa Comunidad ya que se hicieron con la antigua caja CAM (Sabadell) y el Banco de Valencia respectivamente, comprados gracias a millonarias inyecciones de dinero público para sanear esas entidades. Las antiguas sedes de esos bancos son ahora las nuevas de Sabadell y Caixabank.

Comentarios
publicidad
Y además ...
Comparte